La realidad sobre los desodorantes con bicarbonato sódico

Desodorantes con bicarbonato sódico: ¿mito o realidad?

Si hay una aplicación cosmética que puede traer de cabeza a los formuladores es la del diseño de productos desodorantes naturales y eficaces. En los últimos años, y gracias al crecimiento de la cosmética natural y ecológica, hemos ido viendo como han aparecido diferentes versiones de productos desodorantes, como los desodorantes con bicarbonato sódico. Todos ellos con una finalidad común: ofrecer productos más seguros y más naturales, pero sobre todo alejados de la etiqueta de sustancia “tóxica” con la que cuentan algunos activos convencionales como las sales de aluminio en el mercado actual. Antes de abordar el tema que nos ocupa, hagamos un breve repaso de algunos conceptos básicos.

¿Todos los productos “desodorantes” que existen en el mercado son iguales?

Pues lo cierto es que no. Tenemos que diferenciar entre dos categorías básicas. Por un lado, los llamados desodorantes antitranspirantes, cuyo principio activo es normalmente una sal de aluminio, o un derivado de esta. Dentro de esta categoría se podrían hacer más subcategorías, según las horas de eficacia del producto. El mecanismo de acción de los antitranspirantes es evitar la sudoración por bloqueo de las glándulas sudoríparas, como no hay sudor, indirectamente se evita que haya olor. Cualquier producto que se pone en el mercado bajo la etiqueta de antitranspirante contiene, por norma general, una o varias sales de aluminio.

Por otro lado, están los desodorantes no antitranspirantes, que actúan sobre el crecimiento bacteriano, sin actuar sobre la producción del sudor. Este tipo de productos, lo que hacen es reducir las poblaciones de las bacterias de la piel, evitando así, que estas se alimenten de los compuestos que se segregan junto al sudor de las glándulas sudoríparas apocrinas. Esta secreción apocrina, es rica en proteínas procedentes de las mismas células de la glándula, en hormonas y otras sustancias químicas como las feromonas, que son el alimento del nicho bacteriano de la zona de la pie, y cuyo metabolismo hace que se desprendan compuestos volátiles que provocan el olor. Al limitar el crecimiento de los microorganismos, se limita también el olor que se desprende. Los desodorantes no antitranspirantes, que actúan sobre el crecimiento bacteriano, sin actuar sobre la producción del sudor. Clic para tuitear

Dentro de esta última categoría estarían los desodorantes naturales y ecológicos. De todo lo comentado hasta ahora, extraemos un concepto claro; y es que los antitranspirantes no pueden estar dentro de la categoría de cosmética ecológica, ya que sus principios activos no lo son.

Como se ha comentado anteriormente, en cosmética natural, los activos que se utilizan como desodorantes son sustancias normalmente con cierta capacidad bactericida. Vemos con frecuencia en las formulaciones algunos compuestos como el Triethyl Citrate; mezclas de cítricos; activos de naturaleza ácida derivados de plantas; aceites esenciales como el de árbol de té, menta, lavanda u orégano, y otras materias primas como el aceite de coco. También se utilizan arcillas u otros minerales que absorben el exceso de sudor, limitando también al capacidad de proliferación de las bacterias.

El pH de los desodorantes

Para terminar de aclarar conceptos tenemos que tener en cuenta que por norma general el pH del producto a desarrollar será ácido, cercano al pH de la piel, incluso algo más ácido, y en ocasiones próximo a 4.

El bicarbonato sódico en desodorantes

Sabiendo todo esto ¿tiene sentido hacer un desodorante con bicarbonato sódico? El bicarbonato sódico es un compuesto sólido cristalino con propiedades tampón, y neutralizantes de la acidez y del olor, su pH es cercano al 8-8,5.

Su uso más conocido a nivel doméstico es como neutralizante de la acidez estomacal, desprendiendo en esta reacción dióxido de carbono (CO2), puedes ver cómo se produce aquí. Por sus propiedades neutralizantes tanto del ácido como del olor también se utiliza con otros fines. Es en esta última propiedad (la de neutralizante del olor) dónde nos detendremos para entender mejor su uso en productos desodorantes. El bicarbonato sódico es un compuesto sólido cristalino con propiedades tampón, y neutralizantes de la acidez y del olor, su pH es cercano al 8-8,5. Clic para tuitear

Utilizar el bicarbonato como desodorante podría tener cierta lógica si tenemos en cuenta dos puntos:
• Su capacidad neutralizante del ácido: el pH dónde crecen los microorganismos es un pH ácido, entonces subir este pH podría hacer que las bacterias se encontrasen con un medio hostil para su crecimiento.
• Su capacidad para formar sales con los ácidos grasos que componen el sudor y evitar así la volatilización de estos, produciendo la neutralizando el olor.

El bicarbonato sódico: alcalino y abrasivo

Siempre hablamos de la sustancia, pura o disuelta en agua, pero no tenemos ninguna información sobre la relación dosis-eficacia y menos en productos en base aceite. Para sacar una conclusión final de su uso en desodorantes, lo que no deberíamos olvidar es que es una sustancia alcalina y que es abrasiva, estas características pueden hacer que su uso resulte poco respetuoso para la piel, sobre todo a dosis elevadas.

Debido a su potencial irritante debería de usarse con prudencia en productos que estarán en contacto con zonas sensibles de la piel, como las axilas. De hecho, en algunos consumidores se ha visto como el uso continuado de desodorantes que contienen bicarbonato sódico les está produciendo picores e irritaciones locales. Esto es debido a que en la zona dónde se aplica el producto se crea un ambiente químico alcalino, muy por encima del pH fisiológico de la piel, y esto, a largo plazo, puede acarrear problemas de irritación. Un ambiente químico alcalino, muy por encima del pH fisiológico de la piel, y esto, a largo plazo, puede acarrear problemas de irritación. Clic para tuitear

Si nos damos un paseo por Pinterest, podemos ver como los desodorantes con bicarbonato sódico DIY no se han hecho esperar. Podemos comprobar cómo hay diferentes propuestas de recetas mezclando diferentes ingredientes, y a proporciones también distintas de bicarbonato sódico. En algunas de estas recetas caseras, se utiliza una cucharada de té, lo que correspondería a unos 2,5g y en otras, vemos que se pueden utilizar hasta 15g. Nuestro consejo es que si decides hacer tu propio desodorante casero empieces siempre por utilizar una cantidad pequeña e ir subiendo esta cantidad siempre que no se produzca irritación. Creemos que para un desodorante para aplicar en la axila con los 2.5g es más que suficiente.

Si se introduce en un producto desodorante para axilas, el problema puede aparecer con el uso repetido, ya que se trata de una zona muy sensible y que además sufre mucho roce, potenciando el efecto abrasivo del bicarbonato sódico. Para el resto de productos desodorantes, como los polvos para pies, las dosis pueden ser mayores. No existe una dosis máxima a utilizar de bicarbonato sódico en cosmética ya que en sí misma es una sustancia bastante segura, todo dependerá de la aplicación final del producto. Si deseas introducir este ingredientes en tu cosmético desodorante, te recomendamos que utilices entre un 2-3% si es el único activo desodorante y entre un 1%-2% si lo vas a combinar con otros activos. Si se utiliza, una precaución que hay que tener en cuento es no utilizarlo en zonas sensibles, ya que podría resultar irritante, en especial en la fabricación de productos caseros.

Productos desodorantes con bicarbonato sódico

Analicemos ahora algunos productos del mercado para poder entender mejor su uso.

En los siguientes productos de la marca Lush, vemos como el bicarbonato sódico es uno de los ingredientes principales ya que está posicionado muy arriba en el listado INCI:
• Desodorante sólido T’eo: es un desodorante anhidro sólido de aplicación directa sobre la piel, sin envase.

• Desodorante en polvo Greeench: en esta ocasión es un desodorante en polvo que se puede utilizar en el calzado o en las axilas.


Por el contrario, vemos que es este desodorante en barra de la marca Ahal, se utiliza el bicarbonato sódico en proporciones muchísimo inferiores (probablemente inferiores al 1%), de hecho, es el último ingrediente del listado INCI. En esta ocasión se más importancia en la formulación a otros activos como el propio aceite de coco o el aceite de árbol de té.

• Desodorante en barra de la mara Ahal:

Bicarbonato sódico en productos comerciales ¿una estrategia de marketing?

Entonces, su uso en cosmética natural ¿se trata de una estrategia de marketing? Pues no tenemos datos suficientes para asegurar que los productos desodorantes en base a bicarbonato sódico sean productos eficaces a nivel desodorante. Por tanto, podría efectivamente ser un reclamo publicitario que lo que hace es aprovechar la capacidad neutralizante del producto para clasificarlo dentro del marco de las sustancias desodorantes.

¿Quiere decir esto que los desodorantes que contienen bicarbonato sódico no sean productos seguros o que no sean eficaces? Pues no, según el Reglamente Europeo todos los cosméticos que se ponen en el mercado deberían de tener una eficacia y seguridad toxicológica aprobada, y lo que es más importante, estos estudios se realizan en cosmético acabado. Es decir, en los estudios se tienen en cuenta todos los compuestos del producto, no sólo el bicarbonato sódico. Lo que no deberíamos es pensar que porque un producto lleve bicarbonato sódico será más efectivo que otro que no lo lleve, esto es falso.

Desodorantes con bicarbonato sódico: ¿son eficaces?

Si el bicarbonato no tiene por si mismo una gran eficacia desodorante ¿cómo pueden ser los productos que lo contienen productos desodorantes? Pues muy sencillo, todos ellos incorporan ingredientes que sí que lo son en sus fórmulas, y, normalmente, se combinan para aumentar la eficacia. Echa un vistazo a los componentes de algunos productos comerciales y verás que, aparte del bicarbonato, las formulaciones contienen muchos más ingredientes como los que se han comentado, que sí tienen demostrada eficacia bactericida, y por tanto, desodorante.

Fórmula de desodorante natural: Deo roll-on Sensitive con Ácido Shikimico y Árbol de té

Desde Mentactiva, y como alternativa al uso de formulaciones con bicarbonato sódico, te proponemos la siguiente formulación que hemos bautizado como Deo roll-on Sensitive. En esta fórmula hemos aprovechado la sinergia entre diferentes ingredientes como el aceite de árbol de té, el Thriethyl Citrate y el Ácido Shikimico, todos de eficacia probada.

Fórmula Deo Roll-on Sensitive

Fase A

•  Agua (Aqua): Up to 100.00 %
•  Glicerina (Glycerin): 5.00 %
•  Goma xantana (Xanthan Gum): 0.40%

Fase B

•  Protelan AG 915 SF (Sodium Cocoyl Glutamate): 2.00%
•  Alcohol Cetearílico (Ceterayl alcohol): 0.50%
•  Masocare CCC (Coco-caprylate/caprate): 3.00%
•  Aceite de Babasú (Orbignya Oleifera (Babassu) Seed Oil): 0.50%
•  Tocobiol C (Tocopherol (mixed), β-sitosterol, 
Squalene): 0.05%

Fase C

•  Aceite esencial de árbol de té (Melaleuca Alternifolia Leaf Oil): 0.10%
•  Citrato de Trietilo: (Thriethyl Citrate): 0.25%

Fase D

•  Verochic (Shikimic Acid): 1.00 %
•  Hidrolato de Manzanilla Romana / ECO SBAC (Aqua, Chamomilla Recutita Flower Extract, Sodium Benzoate, 
Citric Acid): 10.00%
•  Sharomix 705TM (Benzyl Alcohol, Dehydroacetic Acid, 
Benzoic Acid, Sorbic Acid): 0.50%

Procedimiento
1. Mezclar bien la glicerina + goma xantana y añadir esta mezcla al agua previamente precalentada a 60ºC, dispersar bien bajo agitación mecánica durante 30 minutos hasta total dispersión.
2. Calentar la fase B a 65ºC hasta que esté bien mezclada.
3. Añadir la fase B a la fase A y homogenizar durante 2 minutos.
4. Mezclar bien la fase C y añadirla por debajo de 45ºC a la fase AB, 
homogenizar durante 2 minutos más
5. Dejar enfriar a 30-35 ºC y añadir la fase D previamente bien mezclada, agitar hasta obtener una mezcla totalmenet homogénea
6. Ajustar el pH a 4.00 – 4.50, si es necesario con ácido láctico o cítrico

Desodorantes con bicarbonato sódico ¿mito o realidad?

Entonces, los desodorantes con bicarbonato sódico, ¿son un mito o realidad? Pues podríamos decir que hay un poco de las dos cosas. Por un lado, haciendo reivindicaciones comerciales del activo como si fuera el responsable de la eficacia del producto, se crea el mito de que es la solución perfecta para los cosméticos desodorantes naturales. Y por otro, es una realidad su poder neutralizante del olor, pero es una realidad sesgada e incompleta.

Por cierto, hemos visto ya algunos productos desodorantes naturales que reivindican que son libres de bicarbonato sódico… ¿Será el principio de los desodorantes libres de bicarbonato sódico? Quizás después de haber leído el post tengas más clara la respuesta.

 

Escrito por María Cerdán. Tutora de Mentactiva.

Aprende a formular cosmética natural fiable y efectiva con nuestro curso online Introducción a la formulación de cosmética natural para la piel.