Aceite de coco: composición y uso en cosmética natural

aceite de coco_portada

El aceite de coco se ha convertido en uno de los principales ingredientes de la cosmética natural. Sus múltiples propiedades y aplicaciones hacen que este aceite sea de lo más interesante. Para que podáis conocerlo mejor, os vamos a hablar en este artículo de qué es, cuál es su composición y algunos ejemplos de inspiración para vuestras fórmulas.

¿Qué es el aceite de coco?

El aceite de coco, como su propio nombre indica, proviene del coco; el fruto de una palmera que pertenece a la familia Arecaceae, la cual suele alcanzar entre los 10 y los 20 metros de altura. Este tipo de palmera crece en climas tropicales.

De manera más concreta, esta planta es originaria del sur de Asia (especialmente, Malasia, Indonesia y Filipinas), así como de las islas que se encuentran entre la India y el Océano Pacífico. Actualmente los principales productores de coco son Indonesia y Filipinas, en la mayoría de los casos se trata de pequeños cultivos familiares.

La demanda actual de aceite de coco aumenta a un ritmo mucho mayor del que se produce. Como consecuencia se están llevando a cabo programas para una producción sostenible. Esto iría en línea con la creciente concienciación ambiental… Clic para tuitear

La demanda actual de coco aumenta a un ritmo mucho mayor del que se produce. Lo que ha hecho que se estén aplicando estrategias de cultivo para mejorar la productividad de las plantaciones. Dentro del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo se han realizado acciones en Indonesia con el objetivo de asegurar el desarrollo sostenible de cultivos y extracción del aceite de coco. También existen otros proyectos que nacen de alianzas entre empresas privadas (algunas del sector cosmético) para asegurar el origen sostenible de este preciado aceite en la zona de Asia y Pacífico. A diferencia del aceite de palma, todavía no hay una certificación (como RSPO) para el aceite de coco, pero no nos extrañaría que apareciera en un futuro cercano dada la alta demanda de la materia prima, la creciente concienciación ambiental de los consumidores y la implantación de los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible).

Coco_plantación

El aceite de coco está compuesto por un 90-95% de ácidos grasos saturados, como el ácido mirístico o el ácido láurico. Esta composición hace que sea un elemento muy preciado en cosmética natural, ya que se emplea, entre otras cosas, como ingrediente viscosizante en la elaboración de emulsiones y mantecas corporales. Además aporta su especial fragancia, lo que siempre es un punto a favor a la hora de formular productos cosméticos.

Es, justamente, esta composición en ácidos grasos la que permite que el aceite de coco selle las microfisuras del estrato córneo, siendo así el aliado perfecto para las pieles agredidas, sensibles, secas y muy secas. Es, del mismo modo, ideal para la cosmética infantil.

El nombre INCI del aceite de coco es Cocos Nucifera Oil.

¿Cómo se obtiene?

El aceite de coco se puede obtener, actualmente, a través de dos modelos de obtención: uno, industrial y, otro, más artesanal aunque también puede realizarse a escala industrial. El primero de ellos contempla la extracción mecánica usando calor y el segundo que vamos a describir sería el proceso en frío.

Cuando se habla de la obtención del aceite de coco siguiendo el método industrial, se está haciendo referencia al proceso por el cual el coco se seca tras cosecharlo y se almacena durante meses. Una vez pasado el tiempo oportuno, la pulpa del fruto (que tras secar también recibe el nombre de copra) se tritura y se ralla, para hacer el prensado correspondiente. En este punto, la pulpa se calienta y se prensa de forma mecánica.

Existe otra forma de obtención que contempla el prensado en frío de la pulpa y su posterior filtración. Así, el coco se pela y se trocea a mano, para prensarlo inmediatamente, sin tener que calentarlo de manera previa. Este prensado en frío permite, además, conservar los nutrientes del fruto, consiguiendo un producto final de una mayor calidad. Al no usar fuentes de calor, esta forma de obtención se podría considerar más respetuosa con el medioambiente, ya que la obtención en frío puede suponer ahorro de energía y costes. En ambos casos, se obtiene el llamado aceite de coco virgen. Este es un aceite que tiene una apariencia líquida de color amarillento, a 20ºC, y que tiene tendencia a solidificar con un tono blanquecino cremoso. Este es el aceite que utilizaremos en la formulación de nuestros productos de cosmética natural.

El aceite de coco tiene una apariencia líquida de color amarillento, a 20ºC, y que tiene tendencia a solidificar con un tono blanquecino cremoso. Clic para tuitear

¿Cuál es la composición fitoquímica del aceite de coco?

El aceite de coco, tal y como se ha comentado anteriormente, es un producto natural que destaca, especialmente, por su alto contenido en ácidos grasos saturados; especialmente, destaca el ácido láurico. Así, de manera más específica, esta es la composición de los ácidos grasos del aceite de coco:

Ácido palmítico6-10%
Ácido esteárico2-4%
Ácido oleico4-10%
Ácido mirístico16-21%
Ácido láurico45-53%
Ácido caprílico4-12%
Ácido cáprico5-8%

Además de los ácidos grasos puede contener algunas vitaminas, minerales y esteroles vegetales.

Aceite de coco_aplicaciones

Inspiración: productos cosméticos innovadores con aceite de coco

El aceite de coco tiene una serie de propiedades que lo convierten en un componente muy preciado en la cosmética natural, pues gracias a ellas es posible aplicarlo en diferentes tipos de productos. Se usa por su función como emoliente y agente estructurante de la fase oleosa.

El aceite de coco destaca por su alto contenido en ácidos grasos saturados, especialmente, el ácido láurico. Clic para tuitear

En el etiquetado cosmético puede encontrarse como Cocos Nucifera Oil.

A la hora de buscar inspiración para crear fórmulas cosméticas propias, estos ejemplos os pueden servir de ayuda. En primer lugar, se pueden encontrar aceites corporales hidratantes y nutritivos, ya que es la aplicación más común.

  • Replenish Body Oil – Aceite corporal nutritive – APoEM.
  • Multi Oil Pure – Multi Aceite Puro – Meraki.

Por otro lado, el aceite de coco también se puede encontrar en mascarillas faciales e incluso en otros productos muy interesantes, tales como dentífricos o desodorantes. Estos son algunos de ellos:

  • Coconut Detox Mask – Mascarilla détox – Kopari.
  • Deo Dorant – Desodorante sin aluminio de coco – The Ohm.
  • Dentífrico de menta All-One – Dr. Bronner’s.
  • Jabón líquido multiusos – Dr. Bronner’s.
  • Rose Lip Polish – Exfoliante de labios – French girls.

Es muy habitual también en cosmética capilar, ya que ayuda a restaurar la fibra capilar cuando está dañada. Sobre todo se usa para la formulación de acondicionares y mascarillas.

Coco

Con todo, queda claro cuán interesante puede ser el aceite de coco dentro de la cosmética natural, pues sus principales propiedades hacen de este una materia prima imprescindible. En Mentactiva os ayudamos a descubrir todas las peculiaridades de este aceite para poder aprovechar sus beneficios en la formulación de vuestros productos cosméticos.

Si quieres conocer más sobre nuestras novedades, puedes leer nuestro blog e, incluso, unirte a nuestra newsletter. A través de esos dos canales te pondremos al día de todo lo relacionado con la cosmética natural y nuestros cursos.